Seleccionar página

Ya con dos años el niño tiene su sueño regulado pero pueden tener ciertos problemas que lo alteren mientras descansa. Y es que a partir de esa edad, se hace más presente la etapa REM del sueño.

Con esa etapa también se hacen presentes las pesadillas. Estas tienen su origen en que en dicha etapa el niño tiene un cúmulo de estímulos y aprendizajes que asimila poco a poco, incluso a través de las pesadillas.

Por ejemplo, una tormenta, el mar, ríos o incluso nuevos descubrimientos de animales como perros pueden ser protagonistas de las pesadillas de los niños.

¿Qué hacer?

Dale consuelo si llora por estar asustado.

Tranquilízalo y asegúrale que todo va a pasar.

¿Qué no hacer?

No dejes que antes de dormir el niño esté expuesto a estímulos pocos relajantes como la televisión.

No lo regañes por llorar o alterarse con las pesadillas.

No te burles de él ni le obligues a enfrentar él sólo su miedo.

Únete al proyecto

Únete a cambiar el mundo

Acepto la política de privacidad

¿Estás embarazada? 🤰💕

Síguenos en las redes

Mas información